La farmacia ha cambiado y no hay vuelta atrás

El último IM Meetings de IM Farmacias, que se celebró el jueves 19 de noviembre, puso sobre la mesa temas de rabiosa actualidad como la posibilidad de que las farmacias realicen test de antígenos o la necesidad de que algunos servicios ofrecidos durante la pandemia perduren en el tiempo. El evento contó con el patrocinio de Aristo Pharma y la participación de Luis J. González Díez, presidente del COF Madrid; Jordi Casas, presidente del COF Barcelona; Jaime Acosta, miembro del Comité Ejecutivo de la Sección de Farmacia Comunitaria de la FIP, y Raúl Díaz-Varela, presidente de AESEG.

La pregunta era clara: ¿Por qué no se aprovecha todo el potencial de la red de farmacias? Para responderla, el IM Meetings organizado por esta revista contó con la participación de Luis J. González Díez, presidente del COF Madrid; Jordi Casas, presidente del COF Barcelona; Jaime Acosta, miembro del Comité ...

La pregunta era clara: ¿Por qué no se aprovecha todo el potencial de la red de farmacias? Para responderla, el IM Meetings organizado por esta revista contó con la participación de Luis J. González Díez, presidente del COF Madrid; Jordi Casas, presidente del COF Barcelona; Jaime Acosta, miembro del Comité Ejecutivo de la Sección de Farmacia Comunitaria de la FIP, y Raúl Díaz-Varela, presidente de AESEG, y el patrocinio de Aristo Pharma.

"La oficina de farmacia tendrá un antes y un después de la pandemia". Así de contundente se mostró Luis J. González Díez en su primera intervención, recordando que el sector "se iba encontrando trabas en todas las iniciativas que se iban proponiendo desde las farmacias". Sin embargo, la pandemia ha provocado que "medidas que hace unos meses parecían impensables que se pudiesen hacer en la farmacia, se estén realizando". La atención farmacéutica domiciliaria, la dispensación hospitalaria o la flexibilización de horarios han sido algunos ejemplos de ello. "Durante este tiempo se ha visto cuál es la verdadera labor que hacen los farmacéuticos de la oficina de farmacia como auténticos profesionales que somos", reiteró Luis J. González, quien también recordó que los pacientes, que no han tenido más remedio que acudir a las oficinas de farmacia porque su centro de salud estaba cerrado o colapsado, "conocen el potencial que tiene la farmacia". De hecho, el ciudadano tiene el concepto de "confianza, de un servicio que le entenderá siempre y de proximidad". Tuvo palabras, también para la oficina de farmacia rural, "el único establecimiento sanitario abierto en muchos momentos". Asimismo, el presidente del COF Madrid explicó que "duele pensar que nuestros compañeros no cuentan con nosotros para la distribución de los medicamentos hospitalarios", y aseguró que "poco a poco ese conseguirá". Argumentó, además, que en nuestro país no se habla "de lo que se hace en España, sino de lo que se hace en cada CCAA. Dependiendo de la CCAA se pueden conseguir hacer más cosas o menos".

De la realización de test de antígenos en la farmacia, Luis J. González considera que "es un avance en la labor sanitaria", pero que no está todo ganado. Explicó que Madrid tiene "bastante tiempo adelantado", pues ya tienen los documentos preparados, y que presentarán a la Consejería de Sanidad un plan la semana que viene. Resaltó que "hay algunas farmacias que no pueden acceder a la realización de test, por lo que también hay que pensar en esas farmacias". El COF de Madrid exigirá dos requisitos para vender el test: trazabilidad del mismo y gestión de los residuos. "Hay mucho trabajo, pero lo importante es que existe la posibilidad de que nos escuchen como hacerlos". "Aprovechemos la circunstancia para que la oficina de farmacia sea un establecimiento sanitario de verdad", aseveró.

En este sentido también se expresó Jordi Casas, quien aseguró que se está en contacto permanente con la administración: "Estamos buscando las vías o el circuito que hiciera esto posible. Siempre desde una perspectiva de contar con unos test suficientemente fiables y validados, una ruta asistencial suficientemente cerrada y la posible o no adecuación de locales para garantizar la seguridad del profesional y de la gente". No obstante, muchos pacientes son crónicos, de edad avanzada o de condición frágil. "Valoro positivamente que esta opción no se cierra", reiteró Jordi Casas, quien considera que "es necesario y que existe una demanda social de hacerse pruebas, de saber si se tiene la enfermedad. Y la oficina de farmacia puede aportar una función. Estoy seguro que la farmacia puede sumar en este sentido".

Jordi Casas también recuperó algunas de las actuaciones realizadas por la farmacia de Barcelona: la gestión del plan de medicación desde la farmacia para garantizar la continuadad del tratamiento y/o el acceso a una nueva medicación; la dispensación de nueve millones de mascarillas sanitarias; se permitió alargar las prescripciones de larga duración caducadas a pacientes crónicos; se acercaron los MHDA al domicilio del paciente; y también se implicaron en los Hoteles/Salud, dispensando medicamentos a los pacientes ingresados y proveyéndolos de material sanitario. Pese a que muchas de estas iniciativas no se habrían puesto en marcha en condiciones normales, todo esto "demuestra la necesidad de integrar la oficina de farmacia que sea un recurso más para reforzar el Sistema Sanitario. La necesidad y la presión asistencial incrementan y la farmacia tiene que ser un actor más imprescindible".

la-farmacia-ha-cambiado-y-no-hay-vuelta-atras

Ofrecer soluciones

Para el presidente del COF Barcelona "no es el momento de lamentarnos y de ver si somos queridos. Es el momento de dar un paso adelante, ofrecer soluciones y no entrar en disputas. No entrar en disputas de los roles sanitarios, lo encuentro triste". La farmacia tiene que ser un pilar más del Sistema Sanitario, y hay que "ofrecer soluciones, pues con voluntad de llegar a consensos se puede construir mucho". Es el momento de analizar, ya que la farmacia tiene muchas opciones encima de la mesa para "ayudar a descongestionar la presión asistencial de los centros de salud; a nivel de tratamientos y de gestión se pueden hacer muchas cosas". No pasó por alto Jordi Casas el problema de la cronicidad, que necesita de un seguimiento con contacto, función que puede hacer el farmacéutico.

Por su parte, Luis J. González consideró que el farmacéutico ha tenido que recordar que "existimos", pero "estamos suficientemente valorados". Principalmente por la ciudadanía, que lo ha agradecido. "Hemos sido un profesional sanitario cercano, atento a las necesidades de la población". El presidente del COF Madrid también está convencido de que los farmacéuticos "somos una pieza fundamental. Y tengo la esperanza y confianza que cuenten con nosotros".

Ambos presidentes esperan que las peticiones de la profesión sean escuchadas. "La necesidad de recursos sanitarios es superior a los servicios, con lo que es inexcusable contar con oficina de farmacia como un pilar más", argumentó Jordi Casas.

La visión internacional

Jaime Acosta corroboró que en algunos países "se han producido estos cambios de manera rápida". En Irlanda, para evitar que los pacientes fuesen a los centros, los farmacéuticos pudieron renovar las prescripciones hasta tres meses o se ha amentado la dispensación de emergencias para medicamentos que normalmente necesitan receta. En Portugal, se pudo renovar las prescripciones e hicieron la Operación Cruz Verde (dispensar medicamentos hospitalarios). En Australia, por ejemplo, también se introdujo la dispensación de emergencia; se financiación el envío a domicilio a gente que tenía que estar en casa o en distanciamiento social; o se habilitó para hacer sustitución en caso de desabastecimiento.

De los test, consideró Jaime Acosta que "no se puede escalar PCR". Aunque "los test de antígenos no son tan útiles, tienen mucha ventaja para tener la cadena de control". De hecho, el miércoles 18 de noviembre, la CE publicó una recomendación a los gobiernos, recomendó el uso del test de antígenos. "La FIP ha sacado un informe para farmacéuticos que ya hacen test para ayudarles en el servicio", comentó, y explicó que en Reino Unido han apostado por los servicios a distancia, con consultas resueltas por teléfono; herramientas de vídeoconsulta para profesionales sanitarios y sociales. "Canadá es donde están más avanzados con farmacéuticos prestando servicios en remoto y dando consejos a pacientes, información de medicamentos, llevando procesos dispensación a distancia. Además, se les paga por estos servicios en remoto".

Jaime Acosta también habló de reconocimiento y de orgullo, aunque comentó que "en algunos casos generó cierta ansiedad". En Australia, por ejemplo, un estudio arrojó que el 25% de los farmacéuticos ha padecido ansiedad; un 80% ha sufrido acoso; y que son menos proclives a recomendar la profesión a hijos que hace 10 años. "No solo necesitamos palmaditas en la espada, necesitamos cambios en las normas que nos permitan dar un mejor servicio", demandó Jaime Acosta, y explicó que en Reino Unido "se habilitó automáticamente a los farmacéuticos a cerrar la farmacia 2,5h sin necesidad de comunicación previa". Asimismo, el Covid-19 ha supuesto desembolsos importantes para los farmacéuticos. En algunos países se han dado ayudas a devolver o a fondo perdido. Con todo, para Jaime Acosta, "las credenciales de la profesión han quedado acreditadas: profesionalidad, dedicación y reconocimiento".

Asimismo, consideró que para el futuro es clave aumentar la capacidad de las farmacias, apostar por la recertificación, por la salud digital. "Además, tenemos mucho recorrido en la gestión de los crónicos y del autocuidado. También en prevención y vacunación".

Genéricos, clave

Durante la primera ola del coronavirus, la disponibilidad de medicamentos genéricos fue providencial para evitar algunos problemas de desabastecimiento. De los 380 medicamentos que se consideraron esenciales, el 70% tenían medicamento genérico, y el 69% de esos medicamentos genéricos tenían un coste inferior a 3 euros. "Esto demuestra que durante una pandemia, en la que se debe tratar con medicamentos existentes, tenemos una red de seguridad de genéricos espectacular en nuestro país", aseveró Raúl Díaz-Varela, quien también explicó que se ha podido recuperar la producción "porque tenemos en España tenemos muchas fábricas". Raúl Díaz-Varela hizo una comparativa con Francia, país que tuvo problemas de desabastecimiento de paracetamol, y que no pudo hacer una respuesta inmediata porque "el mercado está concentrado en pocas empresas". Sin embargo, en España, "el 70% de los genéricos que se consumen se fabrica en nuestro país". Si miramos los financiados por el SNS, el porcentaje aumenta al 75%: "Por ello es fundamental tener una industria sólida de genérico", comentó y lanzó la pregunta al aire. "¿Qué hubiese pasado si hubiésemos tenido un sistema como Andalucía? La crisis hubiese sido mayor. Hay que ir con cuidado. Una de las grandes ventajas es que tenemos un número significativo de proveedores, grandes instalaciones y con mucha gente".

A pesar de su importante papel, desde el sector de los genéricos se sienten "bastante desatendidos". Desde hace cinco años la cuota de mercado sigue siendo la misma, "a pesar de que aportamos ahorros con nuevos lanzamientos. Nos hizo mucho daño el momento en el que se dijo de igualar el precio de la marca y el genérico, y el quitar la dispensación favorable al genérico en igualdad de precio". Para el presidente de ASEG, "nos sentimos como el gran olvidado, aunque somos el gran aportador de ahorro al mercado". Nuestro país sigue estando a la cola en el mercado de genéricos europeo, y el Plan de Genéricos sigue siendo un proceso largo. "El plan presentado en marzo de 2019 presentaba unas medidas que en vez de ayudar a a cambiar la situación, pensaban solo en un ahorro cortoplacista. No estaba pensando en el desarrollo del mercado de genéricos", aseveró Raúl Díaz-Varela, quien detalló que "no hay otro mercado en Europa donde marca y genérico tengan que estar por obligación al mismo precio". De las propuestas hechas en noviembre de 2019, no saben si han sido recogidas, "porque hasta hace poco no hemos vuelto a saber que volvían a empezar a trabajar en el plan de genéricos. Esperamos que las próximas semanas podamos tener algún tipo de medida, que siguen siendo simples. Cualquier medida tiene que ser proactiva o buscando ese crecimiento del mercado que genera el ahorro". Y es que, si nadie hace el esfuerzo del desarrollo de medicamentos genéricos, los de marca se quedarán con el precio más alto. "Debemos potenciar la industria de genéricos española", concluyó.

Puedes ver el vídeo completo del IM Meetings a continuación:

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Cookie Consent

This website uses cookies or similar technologies, to enhance your browsing experience and provide personalized recommendations. By continuing to use our website, you agree to our Privacy Policy

Nuestros Podcasts