Invertir en tecnología, el reto de España para recuperar la industria sanitaria


24-11-2021

La industrialización del sector sanitario es uno de los grandes retos a los que debe enfrentarse España si quiere avanzar como país. Para ello necesita especializarse y apostar por el mercado nacional. De ello se ha debatido este martes en el segundo encuentro del Sector de la Tecnología Sanitaria,coorganizado por Fenin y Esade.

`Recuperando la Industrialización del Sector Sanitario´. Bajo este título se ha celebrado este martes, 23 de noviembre, el segundo encuentro del Sector de la Tecnología Sanitaria. Una actividad coorganizada entre la Federación Española de empresas de Tecnología Sanitaria (Fenin) y Esade (Universidad Ramón Llull). El objetivo de este encuentro, celebrado de ...

`Recuperando la Industrialización del Sector Sanitario´. Bajo este título se ha celebrado este martes, 23 de noviembre, el segundo encuentro del Sector de la Tecnología Sanitaria. Una actividad coorganizada entre la Federación Española de empresas de Tecnología Sanitaria (Fenin) y Esade (Universidad Ramón Llull).

El objetivo de este encuentro, celebrado de manera telemática, ha sido analizar la situación del sector sanitario en cuanto a su capacidad productiva en tecnología y abordar cuáles son los principales retos a los que se enfrenta.

La presentación del encuentro ha corrido a cargo de Mª Luz López-Carrasco, presidenta de Fenin, y Manel Peiro, director del Institute for Healthcare Management y del Executive Máster en Dirección de Organizaciones Sanitarias de Esade. Han abordado cómo la pandemia del COVID-19 ha puesto de manifiesto las fortalezas, pero

también las carencias, del sistema sanitario español. "Nuestro modelo de producción es una de las carencias y para afrontar con garantías las posibles crisis sanitarias futuras, debemos estar mejor preparados, aumentando los niveles de producción en nuestro país, resolviendo además así la actual dependencia de los mercados exteriores", ha defendido López-Carrasco. De este modo ha abogado por un Plan nacional de reindustrialización en el sector de la tecnología sanitaria, que promueva "una industria moderna, 4.0, innovadora y competitiva".

A continuación, el consejero de Economía, Hacienda y Empleo de la Comunidad de Madrid, Javier Fernandez-Lasquetty, ha sido el encargado de realizar la ponencia inaugural, bajo el título `Planes de apoyo de la Administración pública a la industrialización y digitalización´. Fernandez-Lasquetty ha explicado que si analizamos las gráficas de gasto público en nuestro país compartimos con otros países el aumento de gasto debido al envejecimiento de la población y a la entrada en el mercado de nuevos productos tecnológicos o farmacéuticos más avanzados pero también más caros. Pero que la diferencia, sin embargo, reside en que nuestro sistema es "más costoso porque es rígidamente público" en comparación con el del resto de países de Europa. "Especialmente en lo relativo a la relación de recursos humanos; es decir, un sistema como el español donde todos los médicos, enfermeras, etcétera, tienen lo que se llama comúnmente una plaza en propiedad, eso no sucede en ningún lugar de Europa, con excepción quizás de Italia y Portugal, y encarece el sistema sanitario", ha matizado.

Es por ello y ante esta situación que entre los retos que España necesita afrontar, en opinión del consejero, se encuentra atender a ese factor que nos diferencia de Europa. "Necesitamos hacer una reforma de calado en el sistema sanitario español, que lleva años sin reformarse. Sin cambio no habrá margen para adquirir los productos que se fabrican y eso repercutirá en los pacientes, quienes no podrán recibir esos productos con una mayor tecnología", ha añadido Fernandez-Lasquetty, destacando que "no se trata de una reforma de detalles, sino de una reforma en profundiad, porque de no hacerse, los recursos disponibles no van a permitir que se vaya adquiriendo la innovación".

Tecnología sanitaria fabricada en España

invertir-en-tecnologia-el-reto-de-espana-para-recuperar-la-industri

Tras esta ponencia, se ha llevado a cabo una mesa redonda bajo el título `Fabricar en España Tecnología Sanitaria. La visión de la industria´. Moderada por Manel Peiró, han participado cuatro profesionales del sector tecnológico sanitario, quienes han dado su visión y las de sus empresas acerca de la posible reindustrialización del sector y cómo deberíamos afrontarlo.

Jordi Guinovart, director general de Hartmann España, ha sido el primero en intervenir, destacando el "potencial" de España para trabajar en I+D. A continuación, Pedro José Salazar, director general y presidente de AJL Ophthalmic S.A, ha destacado que uno de los principales problemas con los que las empresas se encuentran a la hora de fabricar en España es la excesiva regularización. "Hace falta ayuda sobre todo en el tema de la regularización porque es muy costoso lanzar un producto en el mercado español; no son ayudas para realizar el producto lo que necesitamos en primer lugar, sino que nos ayuden en la regularización", ha comentado.

Por su parte, Javier Pardiño, VP, Strategy Medical Segment Operations, BD Medical, se ha centrado en analizar cómo la industria "tiene un peso significativo porque es generadora de empleo estable, de bienestar económico y de sinergias significativas entre nuestros sectores". Pero para poder desarrollar ese potencial se requiere de "visión y estrategia", llevadas a cabo "con acciones de impacto inmediato y de largo recorrido". "Las de impacto inmediato -ha definido- son aquellas decisiones que nuestros gobernantes deben tomar de manera inmediata para que nos ayuden a todos a ser más competitivos. Las de largo recorrido deben estar enfocadas a la educación y a las capacidades que necesitamos, para que asienten las bases del futuro".

El último ponente en intervenir en la mesa redonda ha sido Luis Adot, director general España y filiales de Antonio Matachana S.A, quien ha lamentado que aunque durante muchos años se ha trabajado para que el sector sanitario fuera considerado un sector estratégico, "no se ha logrado", un asunto en el que ha influido negativamente "la globalización", provocando que resulte "mucho más rentable fabricar en países como China". Sin embargo, lanzando un mensaje de optimismo, considera que ahora "es un buen momento para apostar por la industrialización del sector, reforzando el país con tecnología sanitaria, con marca y especialización".



,