Las compañías de autocuidado apuestan por Instagram como canal de comunicación digital

La Asociación para el Autocuidado de la Salud (anefp) presenta los resultados del V Índice de Digitalización del Sector del Autocuidado.

Instagram se impone por primera vez como la red social más utilizada por las compañías de autocuidado. Así se desprende de los resultados del V Índice de Digitalización en el sector del Autocuidado, realizado por anefp. En segunda, tercera y cuarta posición se sitúan, respectivamente, Facebook, LinkedIn y YouTube. Por lo ...

Instagram se impone por primera vez como la red social más utilizada por las compañías de autocuidado. Así se desprende de los resultados del V Índice de Digitalización en el sector del Autocuidado, realizado por anefp.

En segunda, tercera y cuarta posición se sitúan, respectivamente, Facebook, LinkedIn y YouTube. Por lo que respecta a Twitter, que en ediciones anteriores de este Índice de Digitalización era la tercera red social más usada, desciende en esta ocasión al quinto puesto.

Según los datos presentados por anefp, las empresas del sector del autocuidado de la salud consideran que las redes sociales son especialmente útiles a la hora de gestionar la reputación de las compañías y de sus marcas, mejorar la comunicación con el ciudadano y desarrollar la cultura digital de la compañía.

El 47% de las empresas de autocuidado tienen seis o más perfiles activos en redes sociales, y el 26% cuenta con entre tres y seis perfiles. Las redes sociales preferidas para los perfiles corporativos, según el V Índice de Digitalización, son Twitter y LinkedIn.

Además, el 85% de las empresas valora positivamente el resultado de sus acciones en redes sociales y el 68% asegura contar con seguidores activos que comparten y comentan sus publicaciones.

La encuesta, realizada por anefp con el objetivo de seguir midiendo el grado de digitalización de las compañías de autocuidado de la salud, se realizó entre mayo y octubre de 2022 con datos correspondientes a 2021, y muestra el impacto de la pandemia de la COVID-19 sobre la actividad online del sector, ya que más del 90% de las empresas asegura estar más digitalizadas ahora que en 2019.

Principales canales para la estrategia digital

Los canales más usados por las compañías de autocuidado en sus acciones de comunicación digital en 2021 fueron los sitios web (94%), las redes sociales (84%) y la actividad SEO y SEM (84%), siendo también los más valorados. Por lo que respecta a los principales formatos utilizados por las empresas del ámbito Consumer Health en su estrategia digital, estos son los vídeos, las publicaciones en redes sociales y las infografías.

En cuanto a los objetivos más destacados de las estrategias digitales, el 63% señala a la comunicación y promoción de productos y marcas de autocuidado. Con el mismo porcentaje aparece por primera vez el objetivo de fortalecer la relación con los profesionales de la salud, seguido por la mejora de la experiencia del consumidor (40%) y la información acerca de productos y servicios (36%).

En la encuesta, las empresas de autocuidado también señalan que su estrategia digital ha contribuido a un mayor conocimiento de sus productos (73%), más interacción con los consumidores (63%), mejor imagen de la compañía (63%) y más interacción con los stakeholders (42%).

Crecen los influencers, caen las apps

La figura de los influencers tiene cada vez más atractivo para las compañías de autocuidado de la salud. Según el V Índice de Digitalización de anefp, el 90% de las empresas del sector realizó acciones de comunicación con influencers en 2021, siendo un 50% de ellos de perfil público y un 40% de perfil público y también sanitario. En este sentido, las compañías asociadas a anefp destacan como cualidades más valoradas en un influencer la relevancia, la seriedad y el alcance entre el público.

También aumenta la presencia de la figura del embajador digital. Si en 2019 solo el 29% de las compañías de autocuidado lo tenía, en el V Índice de Digitalización la mitad de las empresas afirman contar con un embajador digital. Por el contrario, el uso de las aplicaciones móviles experimenta un claro retroceso y es que un 60% de las compañías de autocuidado no tiene ninguna app activa y un 80% de las empresas no desarrolló ninguna aplicación en 2021.

Estrategia para el futuro

Según la encuesta realizada por anefp, el 80% de las empresas de autocuidado promueve la formación digital de sus empleados, en una clara apuesta por el desarrollo de su estrategia digital de cara al futuro. En este sentido, las áreas de la comunicación digital que más crecerán en el futuro, en opinión de las compañías del sector, serán las redes sociales (79%) y las campañas SEO (37%) y SEM (32%).

Asimismo, el 84% de las empresas cree que su inversión en comunicación digital en los próximos dos años será mayor o sustancialmente mayor que en 2021, mientras que solo un 16% considera que será igual o menor.

Tendencias

Por lo que respecta a las tendencias, en esta quinta edición del Índice de Digitalización del sector de Autocuidado se señalan a la Inteligencia Artificial, IoT, realidad aumentada y Metaverso como las más disruptivas.

Venta online

El V Índice de Digitalización de anefp también incluye un apartado dedicado a la venta online de medicamentos y productos de autocuidado. En concreto, un 47% de las empresas del sector no se ha planteado aún la venta online de productos a las farmacias, si bien un 31% lo tiene dentro de sus planes.

Por otro lado, la venta online al consumidor de medicamentos y productos de autocuidado es considerada una opción atractiva para las farmacias por el 53% de las compañías de autocuidado. El 68% cree que la pandemia de COVID-19 ha influido en el desarrollo de la farmacia online y que esta tendencia se consolidará en el futuro.

Nuestros Podcasts
Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.