Kern Pharma inicia la comercialización de HEALTHSENS NEPHROPOC® para el diagnóstico y seguimiento de la enfermedad renal

La enfermedad renal crónica (ERC), que afecta al 10% de la población mundial, está considerada un problema de salud pública y una prioridad sanitaria para evitar la progresión a estadios más avanzados de la enfermedad.

19/09/2023

Kern Pharma ha iniciado la comercialización en España y Portugal de HEALTHSENS NEPHROPOC®, el único dispositivo de autodiagnóstico in vitro que puede ser utilizado por el propio paciente y que permite identificar precozmente y hacer el seguimiento de la enfermedad renal crónica (ERC). Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la ERC ...

Kern Pharma ha iniciado la comercialización en España y Portugal de HEALTHSENS NEPHROPOC®, el único dispositivo de autodiagnóstico in vitro que puede ser utilizado por el propio paciente y que permite identificar precozmente y hacer el seguimiento de la enfermedad renal crónica (ERC).

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la ERC afecta al 10% de la población mundial. En España, se estima que la padecen alrededor de 7 millones de personas. Se trata de una enfermedad que no suele presentar síntomas hasta etapas muy avanzadas y que es también el destino final de una serie de patologías que afectan al riñón de forma crónica e irreversible como la diabetes mellitus, la hipertensión o la enfermedad vascular arterioesclerótica, entre otras. La detección precoz y correcto seguimiento de la ERC se considera como una prioridad sanitaria de primer orden para evitar la progresión a estadios más avanzados de la enfermedad y de sus complicaciones, y para retrasar al máximo la necesidad de diálisis y/o trasplante de riñón.

HEALTHSENS NEPHROPOC® consta de un dispositivo lector al que se le inserta una tira reactiva, y en tan solo 40 segundos y con una gota de sangre, es capaz de cuantificar los niveles de creatinina y de estimar la tasa de filtrado glomerular (eTFG o eGFR, por sus siglas en inglés estimated glomerular filtration rate), indicadores clave para identificar en la función renal. De esta manera se puede anticipar una enfermedad renal y hacer el seguimiento de cualquier patología capaz de afectar a los riñones con la consiguiente mejora en calidad de vida de los pacientes, así como en el entorno asistencial.

HEALTHSENS NEPHROPOC® funciona a través de un biosensor electroquímico que mide la intensidad generada a partir de una serie de reacciones enzimáticas que tienen lugar en el electrodo cuando una muestra contiene creatinina. Las tiras reactivas presentan una gran exactitud gracias a que se hace uso de la Inteligencia Artificial (IA) para su calibración, basándose en técnicas de autoaprendizaje.   

Los dispositivos de autodiagnóstico como HEALTHSENS NEPHROPOC® permiten identificar mucho antes enfermedades de alta prevalencia, ayudan a reducir los costes sanitarios y sociales, además de ofrecer grandes ventajas como mejorar la autonomía del paciente, la mejora de conocimiento de la enfermedad y su control, así como en los tiempos de espera de resultados; o la reducción del tiempo de dedicación de los profesionales sanitarios, entre otras.

HEALTHSENS NEPHROPOC® necesita receta médica en España, pero en Portugal su venta es sin receta. 

Autor: IM Farmacias
Nuestros Podcasts